Hermosillo, Sonora. Viernes 18 de Agosto de 2017
 
|

Contrario a lo que se esperaba, Gas LP sube hasta 44 6% en el país

 

CIUDAD DE MÉXICO.- Los precios del gas LP mantienen una tendencia a la alza para los consumidores finales, aun cuando se esperaba una reducción en los precios derivado de la estacionalidad entre los meses de marzo y septiembre.

De acuerdo con el informe más reciente de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), al cierre de julio, el hidrocarburo se sigue vendiendo 20.8 y hasta 44.6 por ciento más caro en algunos estados respecto a diciembre del año pasado, cuando aún era controlado.

El documento señala que el precio promedio del gas LP en el país es de 15.80 pesos por kilogramo, que representa un alza de 18.4 por ciento respecto al último mes de 2016.

El mencionado combustible es usado en la mayoría de los hogares, establecimientos comerciales y de servicios en México, por lo que su distribución es prioritaria.

Según el último reporte de la CRE, en algunos estados, como Quintana Roo y Baja California, los precios máximos que se le cobran a los consumidores finales alcanzan los 19.73 y 18.14 pesos por kilogramo, por lo que un tanque de 20 kilogramos puede alcanzar los 394.6 y 362.8 pesos respectivamente, mientras que en diciembre pasado se pagaban de 272 a 258 pesos en promedio por la misma cantidad de combustible.

Es así que dichas cifras representan aumentos de 44.6 y 40.3 por ciento respectivamente, convirtiéndolas en las entidades con los precios más altos para los usuarios finales del combustible.

Una vez que se liberaron los precios del combustible en enero pasado, en cada región hay un precio que es definido por los distribuidores bajo el argumento de cubrir los costos del gas, transporte y logística, toda vez que el energético ha dejado de 
tener cualquier tipo de subsidio del gobierno.

Otros estados que se han visto afectados por los altos precios son Tamaulipas, Coahuila, Chihuahua y Sonora, cuyos aumentos van de 34 a casi 38 por ciento respecto al último mes del año pasado.

En el caso específico de la Ciudad de México, al cierre de julio, el gas LP se comercializó en un precio máximo de 16.9 pesos y un mínimo de 14.07 pesos por kilogramo, que representan aumentos de hasta 23 por ciento, mientras que en el Estado de México el kilo del combustible se vendió en 16.27 pesos, 23.4 por ciento más.

De acuerdo con la Secretaría de Energía, el centro del país es la región con el mayor volumen de ventas y consumo de dicho petrolífero.

Los distribuidores de gas LP están obligados a reportar a la CRE los precios máximos y mínimos que están siendo aplicados en todo el país.

La Sener espera que en 2030 la demanda da gas LP alcance un volumen de 263.3 mil barriles por día. El sector residencial continuará siendo el mayor consumidor con una participación de 52.4 por ciento del total nacional, por lo que cualquier variación en el precio afecta de manera importante el gasto de los hogares.

 

 

URL corto: http://h.canalsonora.com/?p=129149

Publicado por en Ago 11 2017. Campo bajo General. Puedes seguir cualquier respuesta a través de RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.

Comentarios cerrados

Comparte