Hermosillo, Sonora. Martes 19 de Noviembre de 2019
 
|

Entre indigentes violentos, y campañas panistas, te veas

ARHIVO CONFIDENCIAL
POR ARMANDO VÁSQUEZ A.

LA TÍPICA IMAGEN de un indigente traslada al pensamiento en un tipo sucio, sin bañarse en meses, negro de mugre, con amplia y desarreglada barba y bigote, por supuesto vestido con ropa y zapatos desgastados y algo que sale de foco, con una mochila cargando en sus espaldas.

Cuando uno los ve por la calle, ya sabes que si te piden dinero será para comprar más alcohol, pues su cuerpo se encuentra en un estado de desnutrición que no acepta casi alimento pero si alcohol en casos extremos claro está. O bien, droga como el  cristal que también quita el hambre por algunos días, conforme he leído.

Cómo sea, combatir su hambre su no es su prioridad de ellos como tipos enfermos que son, pero si de parte de Gobierno quien los llega a alimentar como primer paso para iniciar un equilibrio somero de su desastrosa vida.

En Hermosillo, todo indigente, vagabundo, vago, menesteroso, persona de la calle, (hay otr9os que están loquitos, pero ese es otro nivel), como quiera llamarle, cuentan con ciertos hogares donde les dan de desayunar, de hecho el Ayuntamiento cuenta con un programa que busca apoyarles para regresarlos a sus casas de origen, así han logrado “repatriar” a unos dos centenares de estos personajes.

De hecho, son más los que llegan y se quedan que los que se van. Como que son migrantes a EU fracasados que fueron regresados y en la central de autobuses los sueltan y empiezan su mendicidad. A cada rato pasan por enfrente de mi oficina, por la Colosio, incluso en dos ocasiones han abierto la puerta sin tocas y llegan hasta donde estoy yo, allá al fondo, y de pronto a boca de jarro te preguntan “¿No tiene un peso que me de apá, traigo hambre?”. Por eso mantengo la puerta principal cerrada con llave en todo momento.

Hace unos días, dos agentes de policía en diferentes acciones fueron atacados por un  indigente con machete. Uno de los policías en su acción mató al indigente y el otro lo hirió en una pierda.

¿Sabe usted de dónde sacaron esos indigentes el machete?, si, de la mochila.

Por eso hay que tenerle miedo a un indigente con mochila pues de seguro en ellas guarda su herramienta de defensa o algo de valor como botes de cerveza vacía o cualquier otra cosa. Alcohol no porque eso lo toman de a sopetón.

Fíjese cuando ande en la calle. Sea más observador.

Está como esos otros que empujan un carrito de supermercado cargado de cartón o cualquier otro producto, son tipos muy violentos pues su sentido de propiedad les obliga a cuidar su propiedad y más vale que no los vea feo pues se sienten agredidos y pruebas hay algunas. Cheque este video: https://www.youtube.com/watch?v=v7nZW-kBr9w

Indigente violento del Walmart Vado del Río en Hermosillo, Sonora, México
www.youtube.com

Por supuesto, los hay otros que son inofensivos como Rafael que va por la calle cantando e imitando a Juan Gabriel https://www.youtube.com/watch?v=W5A_fA3z4oY, o bien la señora del pepino que cantaba antes por fuera del Mercado Municipal y ahora se la lleva allá por rumbos del Súper del Norte que está por la Simón Bley y Mazatán. Anda con andadera, pero eso sí, muy cantadora.

Y así podemos seguir platicando de gente a la que no le ha ido bien en la vida que les llevó a la indigencia, hasta de programas gubernamentales que buscan limitar al máximo su presencia física por lo menos en Hermosillo (claro, ya sin la deshumanizada acción aquella de hace muchos años de subirlos a una patrulla, lejos de la ciudad, como perros).

El detalle es que las acciones de dos o tres indigentes con machetes ha desatado una estrategia mediática de los panistas –memes, comentarios, imágenes, etcétera que me llegan sobre este punto me llega de parte de ellos por watsap, twitter, facebook y email en un hecho que es innegable), que rebasó hasta el aspecto religioso en cuyos púlpitos los sacerdotes católicos hablan de la inseguridad en Hermosillo,  indigencia y machetes.

Y digo que es una campaña porque hemos tenido harto número de drogadictos con buen número de machetes que les han incautado, por poner un ejemplo y entonces no se hacía tanta alharaca como la que se hizo con el indigente machetero y su intento de matar policías. El error cometido es que no pegó esa campañita porque el policía tuvo la razón y los medios no le dieron seguimiento al hecho.

Siempre lo he dicho, el PAN está equivocando la estrategia de ataque. Es mucho mejor hablar bien del camello para poderlo vender caro, es decir, si los panistas cambiaran su estrategia y en lugar de destruir manejaran construir, les aseguro que cambiarían su imagen de una manera radical donde lo que ocurra con Padrés pasaría a segundo término.

Imagine usted que con apoyo del PAN se instalara una empresa equis en Hermosillo para fortalecer el empleo y con ello limitar la inseguridad, le puedo apostar que usted y yo valoraríamos ampliamente esa acción en todos los sentidos. Pero no, persisten en mantener la imagen del débil amplificada en un indigente, combatiendo al  fuerte –el policía, pues—y criticando el porqué le disparó, por qué no lo desarmó, etcétera.

Y mientras las campañas vía Damián o David o quien sea continúen en ese tenor, la precepción  del Hermosillo violento seguirá creciendo y luego será muy difícil quitar esa percepción aun y cuando el PAN recupere  la alcaldía de Hermosillo en el 2018.
EN FIN, por hoy es todo, mañana le seguimos si Dios quiere.

Armando Vásquez Alegría es periodista con 30 años de experiencia en medios escritos y de Internet, cuenta con posgrado en Administración Pública y Privada.

Correo electrónico: archivoconfidencial@hotmail.com

Twitter: @Archivoconfiden

URL corto: http://h.canalsonora.com/?p=123302

Publicado por en May 7 2017. Campo bajo Archivo Confidencial. Puedes seguir cualquier respuesta a través de RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.

Comentarios cerrados

Comparte