Hermosillo, Sonora. Martes 12 de Diciembre de 2017
 
|

Los cinco “Temo Fantásticos” de Nogales

El reino de los sátrapas

Gilberto Armenta

Aprovechando el aniversario 133 de la fundación de Nogales, conmemorado en la primera semana de ese mes de julio, David Cuauhtémoc Galindo Delgado, alcalde fronterizo, aprovecha la recta y manda tremendo mensaje al Comité Directivo Estatal del PAN.

Cuatro de sus subalternos, empleados del Ayuntamiento todos, y su hermana, posan para singular fotografía, indicando con sus manos los cargos de elección popular que habrían de disputar el próximo proceso electoral del 2018.

Francisco Javier Cha Ruiz es el Oficial Mayor del Ayuntamiento de Nogales, y ya expresó que va por el Distrito IV local. Tadeo Velasco Fimbres es el secretario del Ayuntamiento, y dice que va por el II Federal. Doliza Galindo Delgado, ex funcionaria padrecista y premiada con una notaría pública, jura que va en formula como Sindica Municipal, mientras que Mauro Corrales Bujanda, actual director del Organismo Operador de Agua, iría junto a ella como candidato a la alcaldía de ese fronterizo municipio. Cerrando el circulo, el actual regidor panista Raúl Ortiz Echevarría buscaría refrendar el Distrito V local.

Esta imagen, tomada al calor del ambiente del festejo arriba mencionado, provoca a pensar varias cosas.

La primera de ellas, el muro (y no de Trump) que enfrentará el actual diputado local Armando Gutiérrez Jiménez, que tendría, ante la aplanadora del Temo, que conformarse con relamerse los bigotes ante la imposibilidad de llegar a la alcaldía nogalense. El alfil del Temo es el Mauro, y eso no podrá vencerlo en una interna.

También la cerrazón en el camino para la actual diputada federal Leticia Amparano Gámez que, ante la incertidumbre pre electoral, busca hacer carambola de tres bandas entre la senaduría, la diputación local y la alcaldía. Lo que le den. Su gris desempeño como legisladora federal la sepulta políticamente.

De Sandra Hernández Barajas ni hablamos, porque se le considera parte del circulo de operación del Temo Galindo, pero sin perfil como para competir más arriba del cargo que ya ostenta como diputada local.

En segunda observancia, puede usted jurar que esa imagen es una guerra declarada a David Galván Cázares, quien ante el control político de Consuelo Delgado Olmos (mamá del alcalde nogalense), absolutamente nada podrá hacer, salvo rendirse ante las decisiones ya tomadas y enmarcadas en esa fotografía en cuestión.

Pero también hay un tiro de precisión contra el secretario nacional del PAN, el hermosillense Damián Zepeda Vidales, a quien se le manda decir que podrá mandar sobre la presidencia y secretaría del PAN en Sonora, pero no sobre el poder político ostentado por el alcalde nogalense y su señora madre.

Y en cuanto a David Cuauhtémoc Galindo Delgado, a quien todos ubican dentro de la formula a la senaduría, manda el escopetazo directo al CDE del PAN, diciéndoles que él tiene el suficiente poder de decisión como para ser el elegido en esa posición.

Cuando se hace pública una imagen como esa, las coincidencias, simulaciones y especulaciones se eliminan. Nadie, dentro de un partido político, tiene la autorización como para hacer eso, salvo saber y entender que las posiciones ya están palomeadas.

Y si acaso, luego del revuelo en redes sociales, los protagonistas del escándalo niegan la especie, argumentado que solo se trató de una pose sin importancia, o que el clic del celular con el que se tomó la imagen coincidió mágicamente con el movimiento natural de las manos, entonces la situación se agrava más.

Y es que Acción Nacional, con la convulsión interna que vive como partido, no se puede permitir ese inefable juego de manos, que catapulta las reacciones, que orilla a quienes se sientan desplazados a exigir explicaciones, y que azuza el fuego interno que el CDE se esfuerza por asegurar que no existe.

Por último, el intento del partido del Vado del Rio por sacudirse el padrecismo que cual yugo, no lo ha dejado arar con tranquilidad, se desvanece con esta exhibición de innecesaria rudeza partidista.

Usted cree que el Temo sacó a estos cinco, ¿para que los golpeen a ellos y ella y no a los cinco que en realidad son? No lo crea. El Temo jamás dejaría que su propia hermana fuese víctima del escarnio electoral, sin la posibilidad de realmente competir.

El alcalde nogalense ha mostrado las cachas de sus revólveres por una sencilla razón: no está dispuesto a que el CDE de su partido decida en Nogales. La rebelión podría ser a causa del presidente o de la secretaria, pero es rebelión al fin.

Podría ser también que el PAN dejará a cada municipio esa decisión, pero entonces, ¿Por qué Nogales lo hace con tanto tiempo por delante? ¿Empezara a suceder con el resto de los municipios? Habrá que hacerle marca personal al albiazul.

Y hay tarea para todos: ¿Quiénes son esos cinco personajes, que el Temo Galindo quiere como sucesores en Nogales? ¿Se merecen una candidatura? Ya lo verá usted.

@mensajero34 elmensajero.mx

URL corto: http://h.canalsonora.com/?p=127554

Publicado por en Jul 13 2017. Campo bajo Opinion. Puedes seguir cualquier respuesta a través de RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.

Comentarios cerrados

Comparte