Hermosillo, Sonora. Sbado 24 de Junio de 2017
 
|

Presentan las legisladoras una iniciativa para que a todo recién nacido en Sonora se le realice el tamiz cardiológico

 

Con el fin de que todo niño sonorense pueda recibir un tratamiento oportuno en caso de nacer con algún problema del corazón, las diputadas Kitty Gutiérrez Mazón y Angélica Payán García propusieron este miércoles que se establezca en los centros de salud del estado la realización del tamiz cardiológico a todos los recién nacidos.

Las legisladoras presentaron con ese fin, ante el Pleno del Congreso del Estado, una iniciativa con proyecto de Decreto por el cual se reforma la fracción II  del artículo 50 de la Ley de Salud para el Estado de Sonora, misma que se turnó a la Comisión de Salud para su análisis.

Gutiérrez Mazón expuso que de acuerdo a algunos estudios, las cardiopatías congénitas ocurren aproximadamente en 1% de los nacidos vivos y se estima que cerca del 25% de ellas requerirá cateterismo, tratamiento quirúrgico o ambos, antes del año de edad, razón por la cual son consideradas como de mal pronóstico.

El diagnóstico temprano de estas cardiopatías y su tratamiento adecuado, evita el daño irreversible de órganos como el corazón, los pulmones y el sistema nervioso, alteraciones funcionales que causan secuelas en el desarrollo psicomotor y cognitivo, así como previene la muerte en el 90% de los pacientes que son detectados y atendidos de manera oportuna.

“Si a estos recién nacidos no se les detecta esta cardiopatía congénita crítica de manera temprana, tienen riesgo de morir en los primeros días o en las primeras semanas de vida”, dijo Gutiérrez Mazón.

Las legisladoras informaron que en nuestro país las Cardiopatías Congénitas Críticas son la segunda causa de muerte infantil, en caso de los recién nacidos, y el tercer lugar en los infantes de entre 1 y 4 años de edad.

En Sonora, de cada 26 mil niños nacidos vivos al año, 312 presentan algún tipo de cardiopatía congénita de las cuales 62 son complejas, de ahí la importancia de realizar el tamiz cardiológico, una prueba o estudio que puede detectar cardiopatías congénitas críticas en recién nacidos.

La presidenta de la Comisión de Salud en el Congreso del Estado mencionó que la prueba de tamiz para detectar cardiopatías congénitas, se debe realizar de preferencia entre las 24 horas de vida y los dos días de nacido, o por lo menos antes de que el bebé egrese del cunero.

Esta prueba se hace mediante una técnica no invasiva llamada oximetría de pulso, la cual mide la saturación de oxígeno como un reflejo de hipoxemia (baja concentración de oxígeno en la sangre). Se utiliza un oxímetro de pulso especial, que resiste el movimiento, poniendo un sensor ya sea en la mano derecha o en alguno de los pies del recién nacido, durante aproximadamente 10 minutos. Es una prueba sencilla, indolora, no invasiva, fácil de interpretar y de bajo costo.

Esta iniciativa se derivó de la petición de los doctores Érika Flor Sosa Cruz y Rodolfo Siordia Zamorano, integrantes del Instituto del Corazón (Incor) del CIMA, quienes propusieron la inclusión del tamiz cardiológico por oximetría de pulso como prueba obligatoria en la Ley de Salud del Estado.

URL corto: http://h.canalsonora.com/?p=122366

Publicado por en Abr 19 2017. Campo bajo Local. Puedes seguir cualquier respuesta a través de RSS 2.0. Both comments and pings are currently closed.

Comentarios cerrados

Comparte